¿Qué hago si mi hijo no se termina la comida?


Las estadísticas demuestran que la obesidad de los padres repercute en los niños. Sabemos que los padres con obesidad tienden a obligar a su hijo a no dejar nada en el plato, aunque ya no tenga hambre, y a tomar con normalidad el exceso de peso.

No es culpa suya, es una distorsión. Estoy segura que ningún padre pretende que su hijo sufra sobrepeso, pero en una casa donde los padres tienen obesidad es más probable encontrar alimentos procesados y excesos. Y ahí es donde se puede intervenir, donde podemos cambiar.

No se trata de hacerse vegetarianos de la noche a la mañana, pero sí de evitar alimentos procesados (las salchichas, el jamón los yogurt con frutas no son tan saludables como creíamos) y las galletas de chocolate cada vez vienen más cantidad en un empaque individual.

Si tu hijo no quiere más no te preocupes, a las dos o tres horas tendrá hambre y le ofreces ese plato bien saludable, acompáñalo y brindale cariño. En otro artículo les hablaré cómo la obesidad infantil se combate con amor ❤️ ... espéralo".

¿QUIERES SABER MÁS CONSEJOS? HAZ UNA CITA CON IVETH

#niños #comida #obesidadinfantil #losconsejosdeiveth

Entradas destacadas
Entradas recientes